ESCUCHAR MÚSICA

La música es un lenguaje universal de emociones que conecta directamente con el lado derecho del cerebro (lado emocional).

 

Déjate llevar por el gran poder de la música y fluye con las sensaciones que se pueden despertar al escucharla. 

Puedes concentrarte en la música para relajarte o activarte, según lo que te transmitan las canciones que elijas. 

 

Una de sus ventajas es que es compatible con la realización de otras tareas al mismo tiempo. Además, si complementas la música con otra actividad en la que pongas tu atención en sentir, puedes potenciar esa conexión emocional.

Prueba por ejemplo dando un paseo sin juzgar mientras escuchas música y siente cómo fluyes. 

Valora el contenido. ¿Te ha resultado interesante/útil?

   
0 / 5

Tu valoración: